Aerolíneas vs despidos masivos

AW | 2020 09 19 11:11 | AIRLINES MARKET / GOVERNMENT

Empleados aerolíneas preocupados por despidos masivos

Los trabajadores de las aerolíneas preocupados a medida que se avecinan despidos masivos en la cuenta regresiva hacia el 1 Octubre 2020. El tiempo corre a contrarreloj para miles de ansiosos empleados de las aerolíneas, que se enfrentan a reducciones masivas cuando el programa actual de apoyo a la nómina del gobierno expire el 30 de Septiembre 2020.

Actualmente los directores ejecutivos de las aerolíneas se reunieron el Jueves 17/09 con el Jefe de Gabinete de la Casa Blanca, Mark Meadows, quien dijo que el Presidente Donald Trump apoyaría US$ 25.000 millones de Dólares adicionales del Congreso para extender el paquete de ayuda actual hasta Marzo 2021 próximo. Pero los legisladores siguen profundamente divididos sobre un paquete de ayuda económica más amplio, y no está claro que actuarán sobre cualquier acuerdo de estímulo antes de las elecciones de Noviembre 2020. “Nunca pensé que diría que US$ 25 mil millones era una cantidad pequeña, pero en comparación con US$ 1,5 billones, es una cantidad bastante pequeña de asistencia adicional que podría mantener entre 30.000 y 50.000 trabajadores en la nómina”, dijo Mark Meadows.

La ayuda para las aerolíneas no fue parte de un proyecto de ley de estímulo de última hora de US$ 1.5 billones propuesto a principios de esta semana por un grupo bipartidista de miembros de la Cámara conocido como el Caucus de solucionadores de problemas. Mark Meadows dijo que la Casa Blanca ha analizado una serie de opciones que involucran acciones ejecutivas, pero todas ellas son menos que ideales. “Hay algunas cosas que podríamos hacer, pero no sé si realmente resuelve el problema de reducir los trabajadores sin permiso”, dijo.

El panorama genera de las aerolíneas estadounidenses iban camino de otro año fuerte cuando golpeó la pandemia, lo que detuvo la mayor parte del tráfico aéreo y provocó que los ingresos de las aerolíneas se evaporaran de la noche a la mañana. Según la Ley CARES inicial aprobada por el Congreso en abril, las aerolíneas recibieron US$ 25 mil millones para mantener a los aviones volando y a los trabajadores en la nómina durante la crisis. Al mismo tiempo, las aerolíneas han recortado costos y reducido personal a través de adquisiciones voluntarias y permisos, al tiempo que aumentan la deuda en los mercados públicos y utilizan sus programas de viajero frecuente como garantía. Pero la crisis de salud pública ha persistido y los viajes aéreos no muestran signos de recuperación.

En la actualidad, los volúmenes de pasajeros estadounidenses siguen siendo un 65% inferiores al año pasado, según Airlines for America (A4A). “En marzo, todos esperábamos estar en un lugar muy diferente ahora. Pero a medida que Estados Unidos sigue liderando el mundo en casos y muertes, la demanda de aviación sigue bajando un 85% y estamos aislados del resto del mundo”, dijo Sara Nelson, Presidenta del Sindicato de Auxiliares de Vuelo. Las aerolíneas están haciendo todo lo posible para atraer a los viajeros de regreso, con procedimientos de limpieza mejorados y la eliminación de tarifas impopulares por cambiar o cancelar vuelos.

Las políticas de máscaras se están aplicando estrictamente, con la amenaza de una prohibición de por vida para los pasajeros que no cumplan. Muchas aerolíneas han prometido mantener abiertos los asientos del medio para promover el distanciamiento social. Algunos están agregando vuelos desde ciudades del norte a destinos de clima cálido este invierno para atraer a los pasajeros a viajar. Con la temporada alta de viajes de placer terminada y prácticamente sin viajes de negocios, las aerolíneas, y sus empleados, enfrentan una fecha límite sombría en menos de dos semanas.

Mark Meadows pareció dispuesto a proporcionar US$ 25 mil millones adicionales a la industria, lo que consideró una pequeña suma en comparación con la propuesta más amplia de alivio de la pandemia que el Congreso está considerando actualmente. “Nunca pensé que diría que US$ 25 mil millones era una cantidad pequeña, pero en comparación con US$ 1,5 billones, es una cantidad bastante pequeña de asistencia adicional que podría mantener entre 30.000 y 50.000 trabajadores en nómina”, dijo Mark Meadows a los periodistas después de la reunión. Meadows es el ex Presidente del House Freedom Caucus, que se presenta como una fuerza para el conservadurismo fiscal. Esa suma probablemente vendría como una extensión limpia del Programa de Apoyo a la Nómina de US$ 32 mil millones, que se aprobó originalmente en marzo como parte de la Ley de Ayuda, Alivio y Seguridad Económica para el Coronavirus (CARES). Ese programa, administrado por el Tesoro, puso a disposición de los transportistas de pasajeros US$ 25 mil millones en subvenciones con la condición de que no despidan involuntariamente a sus trabajadores ni reduzcan los salarios hasta fines de Septiembre. También están obligados a realizar un número mínimo de vuelos a las áreas que atendieron antes de la pandemia.

Aerolíneas vs pandemia

Los principales ejecutivos de American Airlines, Southwest Airlines y United Airlines se reunieron con el Jefe de Gabinete de la Casa Blanca, Mark Meadows, para solicitar asistencia en efectivo, lo que, según dicen, evitaría una inminente ronda de despidos en Octubre 2020. American Airlines planea recortar 19.000 empleados y United Airlines advirtió sobre más de 16.000 recortes. Delta Air Lines dijo que suficientes asistentes de vuelo, representantes de servicio y manipuladores de equipaje se ofrecieron como voluntarios para irse para poder evitar permisos involuntarios. Sin embargo, unos 2.000 pilotos continúan en peligro.

Las aerolíneas, que vieron disminuir el volumen de viajes hasta en un 95 por ciento al comienzo de la pandemia, han aceptado con entusiasmo esas subvenciones. United, American y Delta firmaron acuerdos de subvención por valor de alrededor de US$ 5 mil millones cada uno. Southwest aceptó US$ 3.2 mil millones en subvenciones financiadas por los contribuyentes. Las empresas tendrán que devolver parte del dinero de esta subvención, ya sea en efectivo o en acciones.

La Ley CARES también creó una línea de crédito de US$ 25 mil millones para la industria. Hasta ahora, ninguna aerolínea ha tocado ese bote de dinero, a pesar de un anuncio en julio de que varias aerolíneas importantes lo harían. Southwest Airlines ha citado su éxito en la obtención de capital privado como una razón para alejarse de los préstamos de la Ley CARES. Las aerolíneas y sus sindicatos advierten que sin otra ronda de subvenciones, las aerolíneas podrían verse obligadas a despedir hasta 75.000 empleados después de que expiren los beneficios el 1 de Octubre de 2020.

El Servicio de Investigación del Congreso ha señalado que debido a que los acuerdos de subvención de las aerolíneas se firmaron en mayo, junio, julio e incluso más tarde, es probable que a muchos de estos beneficiarios les quede dinero de la subvención para pagar a los trabajadores en octubre. Sin embargo, la posibilidad de despidos repentinos y masivos de trabajadores de aerolíneas en un año electoral ha despertado la preocupación de los miembros del Congreso entre ambos partidos.

Rechazar una segunda ronda de rescates daría lugar a la pérdida de puestos de trabajo y posiblemente incluso a la quiebra de algunas aerolíneas, pero también alentaría la reestructuración necesaria para que una aerolínea vuelva a ser rentable en un mundo de demanda de viajes aéreos muy disminuida. Después de todo, si solo tiene el 30 por ciento de los pasajeros que alguna vez tuvo, probablemente no necesite seguir pagando el 100 por ciento de sus asistentes de vuelo y manipuladores de equipaje. La mejor manera de ayudar tanto a las aerolíneas como a los consumidores, podría ser en primer lugar abordar la crisis de salud pública que ahuyenta a la gente de volar.

Airlines vs mass layoffs

Airline employees concerned about mass layoffs

Airline workers concerned as mass layoffs loom on the countdown to October 1, 2020. Time is racing against the clock for thousands of anxious airline employees, who face massive cutbacks when the current the government payroll expires on September 30, 2020.

Currently the CEOs of the airlines met on Thursday 09/17 with the White House Chief of Staff, Mark Meadows, who said that President Donald Trump would support an additional US$ 25,000 million from Congress to extend the aid package current until March 2021 next. But lawmakers remain deeply divided over a broader financial aid package, and it’s not clear that they will act on any stimulus deal before the November 2020 election. “I never thought you would say that US$ 25 billion was a small amount, But compared to US$ 1.5 trillion, it’s a fairly small amount of additional assistance that could keep 30,000 to 50,000 workers on the payroll”, said Mark Meadows.

The aid for the airlines was not part of a last-minute US$ 1.5 trillion stimulus bill proposed earlier this week by a bipartisan group of House members known as the Problem Solvers Caucus. Mark Meadows said the White House has looked at a number of options that involve executive actions, but all of them are less than ideal. “There are some things we could do, but I don’t know if it really solves the problem of reducing workers without permission”, he said.

The overall picture of US airlines was heading for another strong year when the pandemic hit, halting most air traffic and causing airline revenue to evaporate overnight. Under the initial CARES Act passed by Congress in April, airlines received US$ 25 billion to keep planes flying and workers on payroll during the crisis. At the same time, airlines have cut costs and staff through voluntary acquisitions and permits, while increasing debt in public markets and using their frequent flyer programs as collateral. But the public health crisis has persisted and air travel shows no signs of recovery.

Today, US passenger volumes are still 65% lower than last year, according to Airlines for America (A4A). “In March, we all expected to be in a very different place now. But as the United States continues to lead the world in cases and deaths, aviation demand continues to drop 85% and we are cut off from the rest of the world”, said Sara Nelson. , President of the Union of Flight Attendants. Airlines are doing everything they can to attract return travelers, with improved cleaning procedures and the removal of unpopular fees for changing or canceling flights.

Mask policies are being strictly enforced, with the threat of a lifetime ban for passengers who do not comply. Many airlines have promised to keep the middle seats open to promote social distancing. Some are adding flights from northern cities to warm-weather destinations this winter to entice passengers to travel. With the peak leisure travel season over and virtually no business travel, airlines and their employees face a grim deadline in less than two weeks.

Mark Meadows appeared willing to provide an additional US$ 25 billion to the industry, which he considered a small sum compared to the broader pandemic relief proposal that Congress is currently considering. “I never thought I would say US$ 25 billion was a small amount, but compared to $ 1.5 trillion, it’s a fairly small amount of additional assistance that could keep 30,000 to 50,000 workers on the payroll”, said Mark Meadows to reporters after the meeting. Meadows is the former Chairman of the House Freedom Caucus, who presents himself as a force for fiscal conservatism. That sum would likely come as a clean extension of the US$ 32 billion Payroll Support Program, which was originally passed in March as part of the Coronavirus Relief, Relief and Economic Security Act (CARES). That program, administered by the Treasury, made US$ 25 billion in subsidies available to passenger carriers on the condition that they do not involuntarily lay off their workers or cut wages until the end of September. They are also required to make a minimum number of flights to the areas they served before the pandemic.

Airlines vs pandemic

Top executives from American Airlines, Southwest Airlines and United Airlines met with White House Chief of Staff Mark Meadows to request cash assistance, which they say would prevent an impending round of layoffs in October 2020. American Airlines plans to cut 19,000 employees and United Airlines warned of more than 16,000 cuts. Delta Air Lines said that enough flight attendants, service representatives and baggage handlers volunteered to leave in order to avoid involuntary permits. However, some 2,000 pilots remain in danger.

Airlines, which saw travel volumes drop by as much as 95 percent at the start of the pandemic, have enthusiastically accepted those grants. United, American, and Delta signed grant agreements worth about US$ 5 billion each. Southwest accepted US$ 3.2 billion in taxpayer-funded grants. Companies will have to return part of the money from this grant, either in cash or in shares.

The CARES Act also created a US$ 25 billion credit line for the industry. So far, no airline has touched that money pot, despite an announcement in July that several major airlines would do so. Southwest Airlines has cited its success in raising private equity as a reason to move away from CARES Act loans. Airlines and their unions warn that without another round of subsidies, airlines could be forced to lay off up to 75,000 employees after benefits expire on October 1, 2020.

The Congressional Research Service has noted that because the airline grant agreements were signed in May, June, July, and even later, many of these recipients are likely to have grant money left to pay the workers in October. However, the possibility of sudden and massive layoffs of airline workers in an election year has raised concerns among members of Congress between the two parties.

Refusing a second round of bailouts would lead to job losses and possibly even bankruptcy for some airlines, but it would also encourage the restructuring necessary for an airline to become profitable again in a world of greatly diminished demand for air travel. After all, if you only have 30 percent of the passengers you ever had, you probably don’t need to keep paying 100 percent for your flight attendants and baggage handlers. The best way to help both airlines and consumers may be to address the public health crisis that is driving people away from flying in the first place.


PUBLISHER: Airgways.com
DBk: House.gov / Airgways.com / Dallasnews.com
AW-POST: 202009191111AR

A\W   A I R G W A Y S ®

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s