Boeing construye poderoso cohete SLS

AW | 2020 12 02 22:38 | AEROSPACE

Carrera para construcción del cohete más revolucionario

Boeing_Isologotype_Blue

The Boeing Company ha revelado su programa de Space Launch System/Sistema de Lanzamiento Espacial (SLS) que dará forma al futuro en el espacio profundo. Cuando la NASA envíe a la primera mujer y al próximo hombre a la Luna, esos astronautas no solo serán los primeros humanos en aterrizar en la superficie lunar desde la misión del Apolo 17 en 1972, sino que también estarán montando sobre el cohete más grande y poderoso de la historia de la NASA construido por Boeing.

NASA_Isologotype

El SLS será más alto que la Estatua de la Libertad cuando esté listo para despegar de la plataforma de lanzamiento con la tripulación del programa Artemis de la NASA. Con una potencia de casi 9 millones de libras de empuje, será lo suficientemente potente como para llevar una carga útil de 38 toneladas métricas a la luna. Según Matt Duggan, Gerente de Operaciones y Gestión de Misiones de la compañía Boeing, el Space Launch System es una pieza clave de tecnología que permitirá a los humanos viajar más lejos en el espacio y por períodos más largos. “La razón por la que necesitamos cohetes más grandes y más grandes, a medida que vamos más allá y más en el espacio, es que queremos llevar más y más cosas con nosotros a medida que avanzamos. Vas a empacar de manera diferente si vas de viaje de un mes, que si vas de viaje durante la noche. Ahí es donde entra el SLS. Puede llevar estas enormes, enormes cargas útiles […] e incluir todos los suministros que los seres humanos necesitan para vivir y trabajar en el espacio profundo”, expresó Matt Duggan.

Esa capacidad de transportar grandes cargas útiles no es sólo vital para llevar tripulación y carga a la luna, sino también para futuras misiones al planeta Marte. A diferencia de los cohetes anteriores desarrollados para las misiones de la NASA, el SLS será capaz de llevar cargas útiles enteras, premontadas, al espacio profundo para que los suministros estén listos para ir a Marte a medida que los humanos lleguen. Mientras que el equipo que trabaja en el SLS incluye veteranos que trabajaron en el programa de transbordadores espaciales y la Estación Espacial Internacional y el diseño del SLS en sí incorpora piezas utilizadas en misiones de transbordadores, mucho ha cambiado desde que se construyeron las naves espaciales anteriores. “Nunca se ha hecho antes de esta manera. Estamos aprovechando las mejores y más modernas prácticas de ingeniería que tenemos hoy en día. Y creo que esa es una gran ventaja que tenemos ahora sobre las personas que con éxito, por supuesto, pero que diseñaron Saturno V. Era un cohete en el que había gente haciendo diseños en papel, haciendo cálculos a mano y haciendo piezas a mano. Podemos hacer tanto análisis en un solo día como lo hicieron en todo su programa a lo largo de los años. Y con la fabricación asistida por computadora, podemos construir piezas que son tan precisas, que están literalmente esculpidas para ser exactamente lo que necesitan ser”, dijo Matt Duggan. Ese nivel de precisión incluso va hasta las partes más pequeñas. Matt Duggan dice que cada parte del cohete, hasta cada perno específico, es rastreado individualmente a lo largo de la construcción. “Sabemos en todas partes que ha estado y cada persona que lo ha tocado. Y conocemos su historia, casi hasta cuando era metal siendo extraído del suelo. Es ese nivel de detalle, para que tengas la seguridad de que cada parte es segura”, precisó el Gerente de Operaciones de la Misión SLS.

A pesar de la pandemia mundial, Matt Duggan dice que el SLS todavía está en camino de lanzarse. Los equipos de Boeing y la NASA se están preparando para una llamada prueba de fuego caliente, cuando los cuatro motores RS-25 del cohete serán disparados durante el tiempo que lo harían durante un lanzamiento real. Luego, después de una década de desarrollo, el SLS estará listo para Artemis I en 2021. Esta será la primera vez que el SLS se lance completo con la Cápsula Espacial Orion desenroscada en la parte superior, despegando del ISS del Centro Espacial Kennedy de la NASA en Cabo Cañaveral, Estado de Florida, para una misión de tres semanas alrededor del Satélite de la Luna. A partir de ahí, la NASA se preparará para un aterrizaje lunar con Artemis II, antes de llevar a su primera tripulación a la Luna con Artemis III. El Jefe Matt Duggan de la Misión SLS ha expresado que las misiones a Marte serán el próximo desafío emocionante en el camino por delante. “Cuando los humanos aterrizaron en la Luna, hace 50 años, ese fue un momento decisivo para mucha gente, para una generación. Y eso no fue sólo una celebración como individuo o como nación, sino que fue todo el camino hasta la especie. Todo el mundo podría estar detrás de eso. Y creo que Marte será lo mismo, ese tipo de desafío”.

Boeing builds powerful SLS rocket

Race to build the most revolutionary rocket

Boeing_Isologotype_Sky

The Boeing Company has revealed its Space Launch System (SLS) program that will shape the future in deep space. When NASA sends the first woman and next man to the Moon, those astronauts will not only be the first humans to land on the lunar surface since the Apollo 17 mission in 1972, but they will also be riding on the largest rocket and mighty from NASA history built by Boeing.

The SLS will be taller than the Statue of Liberty when it is ready to lift off from the launch pad with NASA’s Artemis program crew. With a power of almost 9 million pounds of thrust, it will be powerful enough to carry a payload of 38 metric tons to the moon. According to Matt Duggan, the Boeing Company’s Operations and Mission Management Manager, the Space Launch System is a key piece of technology that will allow humans to travel further in space and for longer periods. “The reason we need bigger and bigger rockets, as we go further and further into space, is that we want to take more and more things with us as we go. You’re going to pack differently if you go from month-long trip, than if you’re traveling overnight. That’s where the SLS comes in. It can carry these huge, huge payloads and include all the […] supplies that humans need to live and work in the deep space”, said Matt Duggan.

That ability to carry large payloads is not only vital for getting crew and cargo to the moon, but also for future missions to the planet Mars. Unlike previous rockets developed for NASA missions, the SLS will be able to carry entire, pre-assembled payloads into deep space so supplies are ready to go to Mars as humans arrive. While the team working on the SLS includes veterans who served on the space shuttle program and the International Space Station and the design of the SLS itself incorporates parts used in shuttle missions, much has changed since previous spacecraft were built. “It’s never been done this way before. We’re taking advantage of the best and most modern engineering practices that we have today. And I think that’s a huge advantage that we now have over people who successfully, of course, but who designed Saturn V. It was a rocket with people making designs on paper, doing calculations by hand, and making parts by hand. We can do as much analysis in one day as they did in their entire program over the years. And with In computer-aided manufacturing, we can build parts that are so precise, they are literally sculpted to be exactly what they need to be”, said Matt Duggan. That level of precision even goes down to the smallest parts. Matt Duggan says that every part of the rocket, down to each specific bolt, is individually tracked throughout the build. “We know everywhere it has been and each person who has touched it. And we know its history, almost even when it was metal being extracted from the ground. It is that level of detail, so you can be sure that each part is safe”, specified the Operations Manager of the SLS Mission.

Despite the global pandemic, Matt Duggan says the SLS is still on its way to launch. Teams at Boeing and NASA are preparing for a so-called hot litmus test, when the rocket’s four RS-25 engines will fire for as long as they would during an actual launch. Then, after a decade of development, the SLS will be ready for Artemis I in 2021. This will be the first time the SLS has been launched complete with the Orion space capsule unscrewed on top, blasting off the ISS at the Kennedy Space Center of the NASA at Cape Canaveral, Florida, for a three-week mission around the Moon’s Satellite. From there, NASA will prepare for a lunar landing with Artemis II, before taking its first crew to the Moon with Artemis III. Mission SL Chief Matt Duggan has expressed that missions to Mars will be the next exciting challenge on the road ahead. “When humans landed on the Moon, 50 years ago, that was a defining moment for many people, for a generation. And that was not just a celebration as an individual or as a nation, but it was all the way to the species. Everything. the world could be behind that. And I think Mars will be the same, that kind of challenge”.


PUBLISHER: Airgways.com
DBk: Nasa.gov / Boeing.com / Cnet.com / Airgways.com
AW-POST: 202012022238AR

A\W   A I R G W A Y S ®

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s